La ventana del ‘Caguán Festival’ es Orgullo UT

Arte y Cultura Social

Desde la entramada historia del conflicto armado en San Vicente del Caguán (Caquetá), que marcó la vida de quienes habitan este territorio, surge una gran iniciativa en el año 2019 de pintar de colores aquel recuerdo gris. Un festival que ha llenado de poesía artística los muros que se levantaron algún día con lágrimas, tristezas y vacíos.

“La iniciativa surge desde la necesidad de resarcir las consecuencias de la guerra en el Caquetá, específicamente en San Vicente del Caguán que ha sido un lugar conocido por la violencia de los actores armados. Las infancias reproducen todas las dinámicas de la violencia en sus dibujos, su lenguaje y juegos; es por esto que el festival quiere brindar un acompañamiento y nuevas dinámicas de juego y de arte desde actividades comunitarias como el muralismo, las ollas comunitarias, los juegos y la palabra “explica Kamila Moreno Zabala, directora audiovisual del Caguán Festival, quien abre la ventana para que se conozca este evento.

Kamila vivió la guerra, al igual que su familia, sus compañeros y sus vecinos, tiene 22 años y es estudiante de Comunicación Social de la Universidad del Tolima, quien se trasladó desde el Caquetá para emprender su carrera profesional.

Ha hecho parte de importantes proyectos audiovisuales en Ibagué, luego de conocer en la Universidad del Tolima la oportunidad de fortalecer sus habilidades a través de las cámaras y el arte audiovisual.

Hoy Kamila Moreno Zabala es Orgullo de la Universidad del Tolima, quien le demuestra al mundo que un pasado no determina el presente ni el futuro. Conoció que la resiliencia es el bastón que ayuda andar por el camino correcto.

‘Caguán Festival’ una iniciativa de sanación con arte

El ‘Caguán Festival’ es la representación simbólica de la reparación, haciendo de la memoria un escenario para la expresión y la construcción de la paz. Este año se realiza su tercera versión reconociendo los derechos de las víctimas, iluminando los muros con las manos que tejen la niñez y el aprendizaje de la espiritualidad, el diálogo, el arte y la familia.

Un equipo de voluntarios que se atrevieron a cambiar el contexto social a través de la creatividad, encontrando gracias a ella diferentes soluciones a un mismo problema; permitiendo que la niñez disfrute de las artes, los amigos, el acompañamiento de las madres que abrazan a sus hijos con la protección de verlos crecer en un entorno de paz, destacando los derechos fundamentales de quienes normativamente se describen como sujetos de especial protección.

En esta oportunidad el evento se desarrollará en la vereda El Manantial (lugar donde habita la comunidad UITOTO en Florencia Caquetá) y en el municipio de San Vicente del Caguán en las veredas Lusitania y Las Morras. Comunidades que han sido altamente afectadas por el conflicto armado y el desplazamiento forzado.

Por: Luisa Fernanda Bohórquez Rodríguez

Total Page Visits: 76 - Today Page Visits: 1